‘Harry Potter and the Deathly Hallows’ (parte 1) es la séptima entrega de la saga del mago. Ocurre tras la muerte de Dumbledore y se enfoca en el inicio de la búsqueda de los hocruxes que Harry debe destruir para derrotar a Voldemort. Al estar dividida en dos partes, esta película llega hasta el momento de la apertura de la tumba de Dumbledore.

Dirigida por David Yates, el film es de las primeras sagas de películas en dividir la adaptación del libro por partes. Por un lado esto se volvió costumbre para poder incluir más elementos que eran cortados por adaptar las obras en las dos horas de duración, pero por otro lado marcó un inicio de una costumbre que daña las películas por esa inclusión de información. Sin embargo, la película fue nominada a dos Óscar y ganó 14 premios alrededor de festivales y medios internacionales.

“These are dark times, there’s no denying.”

Lo mejor de esta película es una vez más la fotografía y como fueron mejorando los efectos visuales. Con cada entrega, cada ‘Harry Potter’ se vuelve más oscuro, con iluminaciones más interesantes y planos y composiciones más llamativas. Para esta entrega la calidad visual es muy impresionante y deja con ganas de ver qué más harán en la siguiente. El diseño de arte también cuenta con una excelente paleta y detalle que apoya esta calidad, lo que hizo que nominaran a la película al premio de la Academia.

La actuación de Emma watson como Hermione también es interesante. Se sienten sus deseos de ayudar, de proteger a los otros dos. Mientras, Harry sigue refunfuñando por su destino y Ron toma ese rol de ponerse celoso y alejarse de Harry y Hermione.

hpatdh
I’m always mad at him

Por el lado de lo malo, esta película es poco película. Este es el mal que hizo la separación del libro por partes. En esta ocasión tuvieron que separar el libro para meter mucha información vital que no cabe en la película: personajes, terminos, situaciones especiales para el desarrollo de la historia. Así que hay mucha exposición de cosas, poco desarrollo de personaje y una fracción de historia muy cortada con huecos que se plantean cerrar en la última entrega.

“What a beautiful place… to be with friends”

Como lo dije antes en mi nota de ‘Mis amores del cine’, lo que me encanta de esta película es que me entra la nostalgia de los años que llevo leyendo los libros por temporadas y viendo algún ‘Harry Potter’ una vez al mes. Esta saga es una de mis razones por amar el cine y la fantasía y haber llegado a un cine sabiendo que quedaba poco para acabar fue muy emotivo. Como un chico que creció con el mundo mágico, no quería que acabara, quería más aventuras… pero a la vez me hacía sentir agradecido con esa felicidad de esos momentos mágicos que cada libro y película me dieron y me siguen dando. Potterfan por siempre.

 Imagen: Captura de pantalla de ‘Harry Potter and the Deathly Hallows’

Advertisements